Berliner Tageszeitung - Fiscalía de Ucrania reclama fianza de 30 millones de euros para expresidente Poroshenko

Börse
Euro STOXX 50 -0.31% 3927.2
DAX -0.34% 14294.98
MDAX -0.76% 25433.72
SDAX -0.44% 12271.17
TecDAX -0.5% 3033.07
Goldpreis 0.44% 1790.3 $
EUR/USD 0.71% 1.0544 $

Fiscalía de Ucrania reclama fianza de 30 millones de euros para expresidente Poroshenko




Fiscalía de Ucrania reclama fianza de 30 millones de euros para expresidente Poroshenko

La fiscalía ucraniana pidió este lunes el arresto del expresidente Petro Porosehnko, como sospechoso de "alta traición", o la imposición de una fianza de unos 30 millones de euros, un caso que podría provocar una crisis interna en Ucrania, en plenas tensiones geopolíticas con Rusia.

Textgröße:

Tras una jornada de audiencia, el juez se retiró a deliberar por la noche. Las partes seguían esperando su decisión pasadas las 18H00 GMT.

El multimillonario Poroshenko, de 56 años y rival del presidente Voldimir Zelenski, regresó a Ucrania por la mañana, tras haber estado un mes fuera, pese a la amenaza de detención que pesaba en su contra.

Tras un breve discurso ante varios miles de sus partidarios reunidos frente al aeropuerto, Poroshenko se dirigió a un tribunal de Kiev para una audiencia en la que debía decidirse si se decreta la prisión preventiva del exjefe de Estado.

Durante la sesión, la fiscalía pidió al tribunal que autorice el arresto del expresidente o que le imponga una fianza de 1.000 millones de grivnas (unos 30 millones de euros, 35,4 millones de dólares) acompañada de la imposición de una pulsera electrónica.

Además, pidió a los jueces que obligen a Poroshenko a permanecer en Kiev y a entregar su pasaporte.

El expresidente reaccionó declarándose víctima de una "justicia sumaria". "Cada palabra de las absurdidades que usted acaba de enunciar es un crimen", lanzó, dirigiéndose al representante de la fiscalía.

Acompañado de sus abogados y varios diputados en la sala del tribunal, el exmandatario acusó además a las autoridades de favorecer a Rusia con las acusaciones en su contra.

El enemigo "quiere vencernos desgarrando a nuestro país y sembrando el conflicto", declaró.

- El principal oponente -

Poroshenko acusa a su sucesor de haber ordenado su enjuiciamiento para "desviar la atención" de los verdaderos problemas del país.

El expresidente es el principal rival del actual mandatario y uno de los hombres más ricos de Ucrania.

Las autoridades sospechan que durante su presidencia tuvo vínculos comerciales con los separatistas prorrusos del este, lo que constituiría un acto de "alta traición".

El enfrentamiento se produce mientras Ucrania teme una invasión de su vecina Rusia, que lleva meses concentrando tropas y blindados en sus fronteras.

Rusia niega cualquier plan de ofensiva militar, pero exige que los estadounidenses y los europeos se comprometan a no aceptar nunca el ingreso de Ucrania en la OTAN bajo pena de represalias. Una demanda rechazada hasta ahora.

En este contexto, Ucrania acusó el domingo a Rusia de estar detrás de un gran ciberataque que tuvo como objetivo las páginas web de varios ministerios la semana pasada.

Poroshenko, cuya fortuna está estimada en 1.600 millones de dólares por la revista Forbes, dirigió el país de 2014 a 2019 antes de ser derrotado por Zelenski.

El expresidente, que ahora es diputado, se ha visto implicado en decenas de casos judiciales. En diciembre, las autoridades anunciaron que era sospechoso de "alta traición".

Poroshenko rechaza las acusaciones y Estados Unidos, principal aliado de Ucrania frente a Rusia, dijo que "sigue de cerca" el caso.

Su regreso recuerda el del opositor ruso Alexéi Navalni a Moscú hace exactamente un año. Navalni se encuentra detenido desde entonces.

- Activos congelados -

A principios de enero, un tribunal de Kiev ordenó la congelación de los bienes del expresidente, que posee una gran empresa de confitería, Roshen, y dos canales de televisión.

Se sospecha que facilitó la compra de carbón a empresas del este de Ucrania, controlado por los separatistas prorrusos, en guerra con Kiev.

Los hechos se remontan a 2014 y 2015 y suponen unos 48 millones de euros (54,8 millones de dólares). El delito se castiga con 15 años de prisión.

Ucrania vive desde 2014 un conflicto en el este del país entre las fuerzas de Kiev y los separatistas prorrusos que ha dejado más de 13.000 muertos y que comenzó después de que Moscú anexionara la península de Crimea.

D. Wassiljew--BTZ